Último artículo publicado

El ciclo de vida de los estadios

Construir, remodelar, demoler y volver a empezar… Una monografía sobre el ciclo que recorren todos los estadios deportivos.  Índice. 1. ...

Acá sólo manda el "escritorio"

¿Cómo se administran los cambios de las reglas del juego en el fútbol? Una somera descripción del International Football Association Board (IFAB), la antigua organización aún vigente que vela por la integridad de las normas del balompié. 



La Football Association (FA) fue establecida en 1863. Su misión original fue definir un reglamento único que incluyó 14 reglas del juego. La normas se fueron refinando a medida que se popularizaba el fútbol, y a fines del siglo XIX ya casi tenían la misma forma actual.


En 1886 se estableció el International Football Association Board (IFAB), para regular las normas de los partidos entre asociaciones británicas (Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda). Lo integraban 2 representantes de cada asociación. Los cambios de reglas exigían unanimidad.


La FIFA fue establecida el 21 de mayo de 1904 por 6 asociaciones europeas (Francia, Holanda, Bélgica, Dinamarca, Suecia y Suiza), más el Madrid FC (por España). Alemania adhirió ese mismo día por telegrama. Siempre se usaron las reglas del juego definidas por el IFAB.


La Football Association (FA) ingresó a la FIFA en 1905. La Asociación Argentina estuvo primero vinculada a la FA, e ingresó de manera directa a la FIFA en 1912 (la 1ª asociación de Sudamérica en afiliarse). La primera asociación no europea en afiliarse a la FIFA fue Sud-África en 1910.


En 1913 la FIFA aportó 2 representantes al IFAB, que pasó a contar con 10 directores. Los cambios de reglas ahora necesitaban 4/5 de los votos y 4 asociaciones presentes para ser aprobados (los británicos podían imponer su criterio por sí solos).


El IFAB no sesionó durante la 1ª guerra mundial. Al concluir el conflicto los británicos se retiraron de la FIFA, pues disentían con la afiliación de las potencias centrales (Alemania, Austria-Hungría). Cuando en 1920 el IFAB retomó sus reuniones, excluyó a la FIFA de su seno.


En 1924 los británicos regresaron a la FIFA, que a la vez retomó su lugar en el IFAB en idénticas condiciones: 2 representantes de cada una de las 5 asociaciones miembro: Inglaterra, Escocia, Gales, Irlanda del Norte y FIFA. Mayoría de 4/5 de los votos para pasar una resolución.


Las británicos volvieron a dejar la FIFA en 1928, cuando ésta decidió que en los Juegos Olímpicos de Amsterdam los jugadores amateurs podían recibir una compensación por sus salarios caídos. En esta oportunidad el IFAB no alteró su composición y la FIFA mantuvo su presencia.


Los británicos regresaron a la FIFA recién en 1946 (al cabo de la 2ª guerra mundial). En 1958 se adoptó la actual constitución del IFAB: 4 votos en bloque para FIFA y 1 voto para cada una de las 4 asociaciones del Reino Unido. Se necesitan 3/4 de los votos para aprobar una norma.


En este esquema la FIFA puede vetar una resolución, pero no imponer su criterio sin el apoyo de 2 asociaciones británicas. No hay razón para esta anacrónica organización (aunque la FIFA impondrá siempre su criterio). El IFAB es hoy una sociedad de derecho suizo (igual que la FIFA).


El IFAB es reconocido por su ancestral reticencia a cambiar las normas. Se auto-define como el “Guardián de las Reglas del Juego”. En sus más de 130 años de actividad, estos fueron algunos hitos que dejaron su huella en las reglas del juego.

Referencias:
. la historia del penal y las áreas;
. la historia de las redes;
. la historia del córner.

Hoy se aprecia una mayor apertura del IFAB, particularmente en temas vinculados con la incorporación de tecnología (ojo de halcón, VAR, telecomunicaciones). Cabe notar que menos de 10 años atrás (2010), el IFAB decidió descartar toda ayuda tecnológica.


El IFAB hoy promueve la iniciativa Play Fair! (¡Juega Limpio!), donde bosqueja la estrategia a seguir en el quinquenio 2017-2022 sobre 3 ejes de acción:
1. Mejorar la Conducta de los jugadores;
2. Optimizar el Tiempo de juego; y
3. Ampliar la Equidad de las normas.



Las modificaciones propuestas para Mejorar la Conducta no resultan, en apariencia, muy alentadoras. Aunque todas se pusieren en práctica, no cambiarían mucho los usos y costumbres del fútbol actual. Probablemente el VAR tendrá un mayor efecto sobre la conducta de los jugadores.


Otro de los aspectos clave es Optimizar el Tiempo de juego. En las Ligas más importantes del mundo se juegan alrededor de 56’ netos por partido. En la Argentina se suele estar por debajo de los 50’ de tiempo neto.


Los cambios para Optimizar el Tiempo de juego incluyen propuestas radicales, como la introducción del tiempo neto. No creo que el fútbol se adapte fácilmente a un sistema estricto de tiempo neto como, por ejemplo, se aplica en el básquet o el hockey.


Sobre la base del tiempo neto de casi 2.000 partidos de la English Premier League, se aprecia que jugar en dos tiempos de 30’ netos extendería el juego de más del 80% de los partidos. Sin embargo, su implementación no es sencilla.


Veo sí muy factible aplicar un esquema similar al del rugby, en el que el árbitro indica cuándo detener el reloj. La iniciativa Play Fair! señala con precisión cuáles serían las circunstancias de juego en las que se detendría la medición del tiempo de juego.


Ampliar la Equidad de las normas busca derogar situaciones no ecuánimes y equiparar sanciones en incorrecciones semejantes que no se miden con la misma vara. Todas estas propuestas son de aplicación sencilla, no modificarían el espíritu del juego y aportarían mayor equilibrio.


Una de los puntos más obvios es el lanzamiento de tiros desde el punto penal, donde la ventaja del equipo que ejecuta en primera instancia es indudable. Auguro que esta modificación se pondrá en práctica lo más pronto posible.


Una propuesta muy interesante es que durante un partido el penal se trate igual que en un desempate (sin rebote). Se eliminarían de raíz todas las invasiones al área penal, que hoy son tan difíciles de detectar para el árbitro.


Otra propuesta tomada del rugby (y asociada con el tiempo neto), es que el primer tiempo o el partido no termine hasta que la pelota no salga del campo. Esta norma acotaría cierta discrecionalidad de los árbitros, que suele caldear ánimos y detonar incidentes.


Vistos los tiempos que siempre se toma el IFAB, si algo cambiará en la reglas del juego en un futuro cercano seguro está entre estas propuestas. Si te interesa el tema, no dejes de enviar tu comentario. Acá les dejo el documento Play Fair! completo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Si tenés fotografías que te gustaría subir a este blog, mandalas por Twitter a @ViejosEstadios